Este sitio web usa cookies para ofrecerte una mejor experiencia de navegación. Obtén más información sobre cómo usar las cookies.

x
Aceptar
USA Radio
Clarksdale, Mississippi

La carretera del blues

Realice una peregrinación hacia la mítica intersección musical


La 61 es la famosa carretera de dos vías que trasladaba a músicos rurales de bajos recursos y aparceros desde los polvorientos campos de algodón de Mississippi en las décadas de 1930 y 1940. Esta “carretera del blues” los llevaba en dirección norte hacia Memphis y St. Louis, donde las primeras audiencias clamaron el canto puro y emotivo, y la guitarra que emergieron del sur de Jim Crow.

La cuna del movimiento del blues estadounidense, Clarksdale es un lugar misteriosamente irresistible, una ciudad chata y polvorienta de 20,000 personas que se encuentra en el famoso cruce de las carreteras 61 y 49. El cruce, según asegura la leyenda, donde el aspirante a músico de blues Robert Johnson vendió su alma al diablo a cambio de las prodigiosas habilidades con la guitarra que adquirió aparentemente de la noche a la mañana. Johnson, un alma en pena y un viajero, solo vivía por la música, el whisky y las mujeres, y cantaba sobre los “sabuesos del infierno tras mi rastro” (Hellhounds on My Trail). Johnson, que solo tenía 29 años cuando fue presuntamente envenenado por un marido celoso en 1938 en el “juke joint” (bar) Three Forks en Greenwood, ha influenciado a generaciones de artistas del blues y el rock de todo el mundo.

Clarksdale también ha sido la cuna de grandes músicos como Jackie (“Rocket 88”) Brenston, Sam Cooke, Ike Turner y Muddy Waters. Únase a los miles de amantes de la música de todo el mundo que peregrinan por el museo Delta Blues, ubicado en una estación de trenes de 1812 en el límite de la ciudad. Aquí puede ver, entre incontables muestras, la cabaña de madera donde creció Waters cuando era un aparcero en la década de 1920, así como también antiguas guitarras, fotografías y artefactos.

Otro sitio imperdible es Cat Head Delta Blues and Folk Art, donde puede explorar repisas y estanterías de discos para encontrar tesoros ocultos y arte única en su clase. El Ground Zero Blues Club, un depósito de algodón reconstruido como un “juke joint” y muy cerca del museo Delta Blues, ofrece almuerzos “especiales” durante el día y presentaciones de blues en vivo durante la noche. Uno de sus propietarios es el actor ganador de un Oscar Morgan Freeman (oriundo de Mississippi), que también es propietario de Madidi, uno de los mejores restaurantes de lujo de Mississippi.

Sin embargo, generalmente las opciones para comer en la ciudad son más caseras, como los platos de Abe’s Barbecue, que sirve sándwiches de cerdo asado en rodajas que se han vuelto casi una leyenda desde 1924; Hicks’ Variety Foods, conocido por los tamales envueltos en hojas de maíz y los bagres fritos; y Ramon’s, un lugar económico con un techo con goteras y veladores hechos con viejas botellas de whisky, donde la especialidad es la típica soul-food, espaguetis con hígado de pollo.

Por supuesto que algunas cadenas de moteles se alinean en las afueras de la ciudad, pero ¿por qué quedarse allí cuando puede dejarse caer en un ruinoso cuarto para aparceros en Shack Up Inn? Ubicado en Hopson Plantation, la antigua empresa agrícola ahora alberga un aislado B ’n’ B (alojamiento y cerveza) rural. Una fila de chozas (ahora con baños internos y aire acondicionado) es una gran atracción para turistas del blues que aceptan la rudeza realista del lugar. Otra opción atmosférica es el viejo Riverside Hotel, una casa de rancho sin lujos cuyos huéspedes incluyeron Ike Turner y el aficionado del blues John F. Kennedy Jr. Riverside, una casa de huéspedes/hotel económico de propietarios de la zona desde 1944, se destaca por ser un antiguo hospital para negros, donde murió el innovador cantante de blues Bessie Smith en 1937, luego de un accidente de tránsito en la carretera 61. Muchos de los grandes del blues se alojan aquí regularmente, y durante los festivales musicales se llena por completo.

Para sentir el clima sofocante del verano y la música en vivo que es a la vez melancólica e inspiradora, no deje de visitar Clarksdale en la segunda semana de agosto para el Sunflower River Blues and Gospel Festival, que se lleva a cabo en el centro de la ciudad. A mediados de octubre cuando el algodón está alto, visite el festival literario Mississippi Delta Tennessee Williams. Williams, reconocido por obras maestras como “El zoológico de cristal” y “Un tranvía llamado deseo”, creció en Clarksdale.

Puede encontrar esta idea de viaje en:

1,000 Places to See in the United States & Canada Before You Die®

Trip idea text ©Patricia Schultz. For contact information about the places mentioned and many more USA trip ideas, see Patricia Schultz's blockbuster book.

¡Bienvenido a Visit The USA!

Ahora que está registrado, puede guardar ideas para el viaje en su maleta.

Comenzar a examinar

Ingrese su dirección de correo electrónico y le enviaremos un enlace para restablecer la contraseña.

Revise su correo electrónico.

Comenzar a examinar

Se modificó la contraseña de su cuenta correctamente. Utilice la nueva contraseña para iniciar sesión.

Comenzar a examinar

Para lograr la mejor experiencia del usuario, el sitio web debe estar configurado para “permitir todas las cookies”. Si sigue adelante sin cambiar esta configuración, se asume que está de acuerdo. Puede cambiar sus configuraciones en cualquier momento desde la parte inferior de la página.

Más información sobre las cookies

Las cookies son archivos de texto muy pequeños que se almacenan en su computadora cuando visita ciertos sitios web.

Utilizamos cookies para simplificar el uso de nuestro sitio web. Puede eliminar las cookies almacenadas en su computadora, pero esta acción tal vez le impida usar ciertas partes de nuestro sitio web.

Si opta por deshabilitar las cookies que no son esenciales, el sitio web le permitirá:

  • iniciar sesión e iniciar sesión en forma automática, durante la sesión;
  • definir su país de origen para ofrecerle la versión más pertinente del sitio.

El sitio web no le permitirá:

  • limitar el mensaje de bienvenida la primera vez que visita el sitio;
  • realizar un seguimiento de cualquier actividad en el sitio a fines analíticos.

Más información sobre las cookies