Skip to main content

Las playas de Culebra

En Culebra, que se divide en seis distritos conocidos como "barrios", es donde los visitantes podrán encontrar algunas de las playas más impresionantes del mundo. Flamenco Beach (playa Flamenco), que con frecuencia aparece en las listas de las "mejores playas", tiene suave arena blanca y aguas cristalinas, por lo que es ideal para practicar el buceo con esnórquel, la natación y la fotografía. También en Culebra se encuentran las playas Carlos Rosario y Tamarindo, lugares fabulosos para el esnórquel y el avistamiento de tortugas. Para realmente escapar de todo, dirígete a la Isla Culebrita, una isla aún más pequeña, deshabitada y con seis pequeñas playas y un faro, que es la única estructura hecha por el hombre en toda la isla.

 

Las playas de Vieques

Es probable que nunca olvides tu visita a Mosquito Bay (bahía Mosquito) en Vieques. La bahía bioluminiscente más brillante del mundo destella por las noches debido a la abundancia de algas resplandecientes llamadas dinoflagelados. Se puede recorrer en kayak o en bote (no se permite nadar). Durante el día, estira una toalla debajo de una palmera en la hermosa playa y balneario de Sun Bay, ideal para toda la familia. O bien, descubre la sensación única de caminar por la playa Black Sand (Playa Negra), que recibe este nombre debido a que su arena se creó a partir de materiales volcánicos.

 

Vieques National Wildlife Refuge

Más del 60 por ciento de Vieques es, de hecho, un refugio nacional de la vida silvestre que ocupa 7284 hectáreas y que alguna vez fue utilizado por el ejército de Estados Unidos. Aquí se encuentran algunas de las mejores playas de la isla y ofrece a los visitantes la oportunidad de experimentar muchos ecosistemas diferentes, como bahías, bosques de manglares y salinas, y de recorrer sus senderos. Hay mucho que hacer aquí, desde el senderismo y paseos a caballo hasta observación de aves, buceo y surf de remo.

 

Monumentos culturales

La rica historia de estas islas cobra vida en Vieques, en el Fortín Conde de Marisol, el último fuerte español construido en las Américas. El edificio de estilo colonial, construido alrededor de 1850, alberga una galería de arte con objetos indígenas. Se encuentra en una colina, lo que lo convierte en un lugar privilegiado para disfrutar de las vistas de la isla. El Punta Mulas Lighthouse (Faro de Punta Mulas), que fue construido en 1895, ahora sirve como museo dedicado a la historia de la isla. El faro fue restaurado en 1992 y ofrece vistas majestuosas de Puerto Rico y la isla de Culebra.

La comida de la isla también es parte de la cultura. Ya que combina los mariscos más frescos con ingredientes de la granja a la mesa, no es de extrañar que estas islas tenga una escena culinaria tan dinámica. En Culebra, dirígete a Dinghy Dock si buscas mariscos frescos, o a Susie's para probar platos de fusión asiática y puertorriqueña, como la ensalada de langosta y atún sellado.

Dato curioso

Vista de Mosquito Bay durante el día
Ver más

El mejor momento para visitar Mosquito Bay es lo más cerca posible de la luna nueva, cuando hay poca luz de luna, lo que permite realmente destacar a la bioluminiscencia.

Una prístina playa vacía en Culebra
Ver más

Una verdadera escapada isleña: solo se puede acceder a estas islas en barco, en taxi acuático o en aviones pequeños.