Skip to main content
Campamento en Lamoille Canyon, Nevada

Nevada

Nevada: viva como los vaqueros en sus próximas vacaciones

Por: Fatima Von

1 de 9
Boots at J.M. Capriola Saddle Company in Elko, Nevada

Nevada

Nevada: viva como los vaqueros en sus próximas vacaciones

Por: Fatima Von

2 de 9
Western Folklife Center in Elko, Nevada

Nevada

Nevada: viva como los vaqueros en sus próximas vacaciones

Por: Fatima Von

3 de 9
Sign for the headquarters of the National Cowboy Poetry Gathering in Elko, Nevada

Nevada

Nevada: viva como los vaqueros en sus próximas vacaciones

Por: Fatima Von

4 de 9
Tack at J.M. Capriola Saddle Company in Elko, Nevada

Nevada

Nevada: viva como los vaqueros en sus próximas vacaciones

Por: Fatima Von

5 de 9
Scenic view of Lamoille Canyon in Nevada

Nevada

Nevada: viva como los vaqueros en sus próximas vacaciones

Por: Fatima Von

6 de 9
Elko, Nevada dining

Nevada

Nevada: viva como los vaqueros en sus próximas vacaciones

Por: Fatima Von

7 de 9
Cowboy display in Elko, Nevada

Nevada

Nevada: viva como los vaqueros en sus próximas vacaciones

Por: Fatima Von

8 de 9
The Picon Punch at the Star Hotel Basque restaurant in Elko, Nevada

Nevada

Nevada: viva como los vaqueros en sus próximas vacaciones

Por: Fatima Von

9 de 9
  • Estados:
    Nevada

¿Cuando era niño soñó con ser un vaquero y galopar sobre un fuerte semental a través de interminables espacios abiertos?

Tal vez, incluso, se disfrazó como uno. En Nevada, no solo recordé los sueños de mi niñez, sino que finalmente pude hacerlos realidad: montañas, naturaleza maravillosa y, por supuesto, caballos y vaqueros reales.

En lo alto del cañón Lamoille Canyon

A poca distancia de la ciudad de Elko, al noreste de Nevada, visité el cañón Lamoille Canyon, el valle glaciar más grande en las montañas Ruby. Una espectacular y serpenteante ruta pintoresca de 17.7 kilómetros se envuelve alrededor del pico más alto, el Ruby Dome de 3,471 metros de altura. Además, desde la carretera se puede acceder fácilmente a varios caminos cortos e interesantes. Una y otra vez, me detuve para fotografiar los idílicos paisajes de lo que muchos llaman "el Gran Cañón de Nevada".

Una guarnicionería y una reunión de vaqueros

Mi próxima parada fue el centro de Elko, donde Joseph Capriola fundó la J.M. Capriola Co., una tienda de guarniciones, en 1929, donde las guarniciones aún se hacen a mano. Una escalera angosta y pronunciada lleva al taller y a un museo, donde el aroma a cuero impregna la habitación. Observé a un artesano mientras trabajaba el cuero y admiré la paciencia y el cuidado que yacen detrás de este arte.

Al frente de esta tienda, se encuentra el centro Western Folklife Center, que promociona la vida rural tradicional. El evento principal del centro es el National Cowboy Poetry Gathering (Encuentro Nacional de Poesía del Vaquero) e incluye mucha música, arte y literatura. En particular, me llamó la atención la exhibición que presenta y preserva las obras de arte de los vaqueros jóvenes. La adorable tienda de regalos es igualmente tentadora: ofrece literatura, música, joyas y cerámicas exclusivas.

Cocina local auténtica en Elko

Antes de abandonar Elko, descubrí el local 2 Dames & a Deli y me di cuenta de lo hambrienta que estaba. Sus sándwiches y paninis eran justo lo que necesitaba. Mi panini estaba muy fresco y sabroso, y las "dos damas" fueron cálidas y divertidas.

Para cenar, elegí el popular Star Hotel, famoso por su cocina vasca. En Nevada, hay una gran comunidad vasca, de la región de la frontera francoespañola en Europa, que se estableció a comienzos del siglo XX. La atmósfera en el restaurante era vívida y divertida, gracias a los habitantes locales que comen aquí. Las deliciosas comidas se sirven en fuentes al estilo familiar, de modo que todos los comensales pueden comer de todos los platos.

Más información

Historia estadounidense de la migración hacia el Oeste

Mi próxima parada, The California Trail Interpretive Center (Centro Interpretativo de la Ruta de California), justo fuera de Elko, es un museo muy informativo. Las exhibiciones interactivas muestran la migración hacia el oeste de los Estados Unidos, de 1841 a 1869, hasta la finalización del ferrocarril transcontinental. Aquí, se simula de manera brillante la travesía ardua e incierta de los pioneros que querían probar sus nuevas fortunas en California y sus interacciones con los indígenas nativos. El amable personal se hace un tiempo para usted y, de inmediato, puede sentir su entusiasmo y dedicación hacia el museo.

Siempre imaginé que la vida de los vaqueros era mucho más simple y más romántica. Nunca tuve en cuenta las condiciones climáticas que padecieron. Supongo que, en algún punto, simplemente he madurado. Sin embargo, los amplios espacios abiertos y los espectaculares paisajes de Nevada superaron con creces los sueños de mi infancia.