Skip to main content
Vista dorada del Connery Pond, en las Adirondacks, Nueva York

Vermont, Nueva York, Nuevo Hampshire

Tres parques, cinco días: Las montañas de la costa este

Por: Miriam B. Weiner

1 de 1
  • Estados:
    Vermont
    Nueva York
    Nuevo Hampshire

Estados Unidos puede ser un país enorme, pero con un plan adecuado, puedes aprovechar cada día y disfrutar de una gran variedad de lugares en poco tiempo.

Si eliges el punto de partida correcto, podrás explorar muchos destinos en pocos días. Por ejemplo, una visita a Burlington, en Vermont, te permitirá ir fácilmente a tres espectaculares parques montañosos en solo cinco días.

Punto de partida: Burlington, Vermont

Burlington es una peculiar ciudad universitaria de Vermont que se encuentra a orillas del resplandeciente Lake Champlain (lago Champlain), que limita con el estado de Nueva York. Burlington tiene una gran cantidad de cafeterías independientes, restaurantes de cocina orgánica y boutiques artísticas. Pero es su ubicación en medio de tres parques lo que hace de esta ciudad una base ideal para vivir las mejores aventuras.

Si Burlington es tu punto de partida, tendrás fácil acceso al Green Mountain National Forest (Bosque Nacional Green Mountain), en Vermont, a la región de las Adirondacks, en Nueva York, y al White Mountain National Forest (Bosque Nacional White Mountain), en Nuevo Hampshire. Los tres parques se encuentran a menos de tres horas en auto de la ciudad. Puedes alquilar un auto en el Burlington International Airport (al oeste de la ciudad) o en el centro mismo.

Vista nocturna de Church Street, en Burlington

Vista nocturna de Church Street, en Burlington
Ver más

Días 1 y 2: Green Mountain National Forest, Vermont

Pasa el primero de tres días de aventuras en las Green Mountains (montañas Green) de Vermont, que son tan apreciadas por los habitantes locales que incluso hay una empresa de café que lleva su nombre. Debes prepararte desde temprano para pasar todo el día allí. El parque se encuentra a unos 200 kilómetros al sur de Burlington. La visita hace que el viaje en auto valga la pena, en especial si te gusta ir de excursión.

El parque cuenta con numerosos senderos destacados. Sigue el White Rocks Cliffs Trail (sendero White Rocks Cliffs) para disfrutar de vistas de los valles esculpidos durante la Era de Hielo o camina hasta la cumbre de la Stratton Mountain (montaña Stratton) para admirar la vista que se extiende hasta el estado de Nueva York. En cuanto a alojamiento, el parque cuenta con varios sitios para acampar, aunque si no estás interesado en pasar la noche al aire libre, encontrarás una variedad de opciones de hoteles alrededor del parque.

Lefferts Pond en Green Mountain National Park

Lefferts Pond en Green Mountain National Park
Ver más

Días 3 y 4: La región de las Adirondacks, Nueva York

La región High Peaks de The Adirondacks se encuentra a unos 100 kilómetros al suroeste de Burlington, del lado opuesto de Lake Champlain. Con más de 600 ríos, lagos y otros canales, la región es especialmente popular entre los aficionados a la navegación.

También encontrarás varios pueblos de montaña rústicos, entre ellos, Lake Placid, donde se celebraron los Juegos Olímpicos de Invierno de 1932 y 1980. Cuando ya no puedas gastar más en souvenirs, puedes probar un deporte olímpico. Durante los meses de invierno, puedes dar un paseo en la pista de bóbsled o patinar en la pista de hielo. También encontrarás muchas opciones de alojamiento que van desde el lujoso Lake Placid Lodge hasta el rústico White Pine Camp.

Vistas pintorescas en el corazón de Las Adirondacks

Vistas pintorescas en el corazón de Las Adirondacks
Ver más

Día 5: White Mountain National Forest, Nuevo Hampshire

A 200 kilómetros por carretera al este de Burlington, el White Mountain National Forest de Nuevo Hampshire está lo suficientemente cerca de tu punto de partida como para que no tengas que pasar la noche allí si no lo deseas. Las aproximadamente 320 000 hectáreas que conforman este parque se llenan de viajeros de septiembre a noviembre, cuando White Mountain es una verdadera sinfonía de colores de otoño.

También hay muchas cosas que puedes hacer durante el resto del año, desde excursionismo y ciclismo hasta acampar y pescar. Además, encontrarás numerosos sitios históricos y casas del siglo XIX esparcidas por el bosque. Mientras paseas por los senderos, mantén los ojos bien abiertos en busca de restos de antiguos campamentos madereros, molinos e incluso vías del ferrocarril que el bosque se ha tragado en los últimos 100 años.

Excursión en otoño en el White Mountain National Forest, Nuevo Hampshire

Excursión en otoño en el White Mountain National Forest, Nuevo Hampshire
Ver más
Más información

Explorar más

El histórico tren Durango & Silverton Narrow Gauge Railroad atraviesa una montaña

Destino

Durango